Sant Julià de Cerdanyola

Sant Julià de Cerdanyola: naturaleza y cultura por descubrir

Hoy comienzo la categoría de lugares de este blog hablando de Sant Julià de Cerdanyola, uno de mis rincones favoritos de Catalunya para desconectar. En este rápido recorrido, espero poder transmitiros todo lo que yo siento cada vez que lo visito. Sus maravillosos paisajes y la paz que se respiran lo convierten en un lugar casi mágico que espero que queráis conocer.

Sant Julià de Cerdanyola es un municipio de la comarca del Berguedà, situado en la parte de la considerada comarca natural del Alto Berguedà. Se encuentra situado a una altitud de casi 1.000 metros de altura y rodeado de sierras y cumbres preciosas, que convierten sus vistas en únicas y que le dan ese aire de territorio concreto dentro de la zona de la comarca natural. Sant Julià de Cerdanyola está limitado por los términos de la Nou de Berguedà, La Pobla de Lillet y Castell de l’Areny.

Vista de Sant Julià de Cerdanyola

Sant Julià de Cerdanyola había formado parte de las tierras del Monasterio de Sant Llorenç cerca de Bagà, pero más adelante se independizó y, de hecho, era su término lo que daba nombre al municipio que incluía, en aquellos tiempos, Guardiola de Berguedà , aunque en los años 30 del siglo XX las tornas se cambiaron y Guardiola adquirió la capitalidad. Más adelante, y ya inmersos en el periodo democrático, Sant Julià de Cerdanyola se independizó de Guardiola y formó su propio municipio a mediados de los 90.

Dentro del término de Sant Julià de Cerdanyola encontramos un lugar que lleva por nombre La Cruz y que nos permite contemplar toda la belleza que nos ofrece a su alrededor. En esta zona de recreo encontramos una mesa de orientación que indica, entre otros espacios, el Pedraforca, que podemos contemplar desde este punto.

De hecho, desde Sant Julià de Cerdanyola se pueden realizar varios itinerarios que nos invitan a conocer los entornos. Entre estas propuestas se encuentra la zona de Falgars, los llanos de San Cristóbal, la Sierra del Catllaràs, Sant Jaume de Frontanyà, el Roc de la Clusa, Malanyeu, La Nou de Berguedà y muchos otros.

Fuentes de Sant Julià de Cerdanyola

La fiesta más destacable de Sant Julià de Cerdanyola es la fiesta de la Fia-Faia que se celebra la noche del 24 de diciembre. En esa misma fecha también tiene lugar la Fia-Faia en Bagà; las dos fiestas empiezan en horarios diferentes para que la gente pueda asistir a las dos celebraciones.

Sant Julià de Cerdanyola está en la provincia deBarcelona y apenas tiene unos pocos más de 250 habitantes, por lo que se constituye en un lugar ideal para descansar del estrés de la ciudad. Como ya os he contado, a mí me encanta ir a mi Girona natal, pero Sant Julià de Cerdanyola se ha ganado un sitio como mi lugar de descanso.

Sus impresionantes paisajes son ideales para los amantes de la naturaleza y del senderismo, así que si estas son tus aficiones, no dudes en visitarlo, porque seguro que volverás a casa encantado.

Grupo Dau al Set

Grupo Dau al Set, un movimiento artístico

Quiero comenzar este blog hablando de uno de mis movimientos artísticos catalanes preferido: el grupo Dau al Set. Espero que os inspiren tanto como a mí.

Dau al Set fue un grupo artístico vanguardista catalán creado en torno a la revista homónima en Barcelona en octubre de 1948 e inspirado en los trabajos de Max Ernst, Paul Klee y Joan Miró. Los miembros fundadores fueron el poeta Joan Brossa, que creó el nombre del grupo y de la revista, el filósofo Arnau Puig y los pintores Joan Ponç, director de la revista, Antoni Tàpies, Modest Cuixart y Joan-Josep Tharrats, editor e impresor de la revista. Al poco de crearse el grupo se les unió Juan-Eduardo Cirlot. Es considerada la primera y más importante manifestación del vanguardismo español de posguerra.

Adscrito en principio al movimiento dadaísta, navegó por el surrealismo y el existencialismo hasta converger en un estilo propio, autoexcluido del ambiente de tiniebla cultural de los primeros años del franquismo, y a la vez con pretensiones de dinamizar la sociedad catalana. El mismo nombre del grupo ya delataba el carácter rupturista.

En contraste con la asepsia creadora del régimen político español, simultáneamente por el mismo tiempo, 1948, existía en el norte de Europa el movimiento COBRA (Copenhague, Bruselas, Amsterdam), que promulgaba una intencionalidad creadora libre, al margen de los prejuicios impuestos por las presiones oficiales que habían surgido de la Segunda Guerra Mundial.

Historia de Dau al Set

Dau al set

Dau al Set surgió por la confluencia azarosa pero con el aglutinante que los miembros residían casi todos en el mismo barrio, entornos de la plaza de Molina de Barcelona, entre diciembre de 1946 -inicio de la publicación Algol- y septiembre de 1948, fecha de la aparición del primer número de la revista Dau al Set.

La composición la determinó la coincidencia en el tiempo de un grupo de jóvenes a los que unía la disconformidad con la situación ideológica y las posibilidades creativas. Eran Joan Brossa, poeta, dramaturgo y creador de poesía visual; Joan Ponç, pintor de un imaginario de introspección; Antoni Tàpies, futuro pintor matérico, innovador formal en busca de otro sentido a la acción plástica; Modest Cuixart, sensible a una poética icónica plástica generadora de perfiles irónicos; Joan Josep Tharrats, responsable del montaje tipográfico de la publicación y pintor de maculaturas; Arnau Puig, filósofo de temperamento, reflexionador de la existencia y cuestionador de los hechos de sensibilidad.

Todos ellos, en posesión cada uno de una acusada personalidad, se reunieron para hacer frente al desierto sensible y la mansedumbre intelectual que el régimen franquista imponía por la brutalidad de la represión a la estructura estatal, especialmente en Cataluña. El sentido profundo del nombre de la publicación ponía de manifiesto la intención de los que la habían creado: dado que el dado objetivamente sólo tiene seis caras, buscar la séptima implicaba una jugada a lo imposible. Efectivamente, desde un dadaísmo inicial, en contra de todo sistema de valores sociales establecidos, y con la convicción de un surrealismo de la inmediatez expresiva y creativa, la intención de aquellas voluntades reunidas provocó una fuerte reacción creativa liberadora.

 

Escapadas para Semana Santa

Escapadas para Semana Santa en Catalunya

Dentro de muy poco tenemos aquí la Semana Santa, por eso, hoy quiero traeros unas cuantas ideas de Escapadas para Semana Santa en Catalunya. Escapadas de patrimonio, turismo, lugares tranquilos y mucho más para disfrutar con la familia de esta Semana Santa. ¡Muy buena escapada y muy buenas vacaciones!

La domus de los mosaicos es una de esas cosas buenas de la vida. Es el nuevo espacio visitable de uno de los edificios más importantes de la Península, una casa romana imponente que se puede ver desde el criptopórtico, un espacio subterráneo y cubierto que reposa debajo del peristilo de su jardín principal. Atención porque hay una sorpresa: la visita la guían Caius, el propietario, y su esclavo Bucco.

2017 es el Año Puig i Cadafalch, el año en que se conmemoran los 150 años de su nacimiento y el centenario de su presidencia en la Mancomunidad de Cataluña. Nacido el 17 de octubre de 1867 en Mataró, el arquitecto modernista dejó una extensa huella artística en Cataluña. También pasó por la política (fue concejal del Ayuntamiento de Barcelona, ​​diputado de las Cortes Españolas, diputado provincial y presidente de la Mancomunidad), pero este otro legado lo dejamos para otra ruta.

Ahora os invito a hacer esta que sigue su importante legado artístico por el Maresme y el Barcelonès. Una de las mejores escapadas para Semana Santa.

En 1998, la Unesco declaró patrimonio de la humanidad el arte rupestre del arco mediterráneo, un conjunto formado por 757 yacimientos donde se pueden encontrar pinturas fechadas entre el Paleolítico y la edad del hierro. Uno de ellos es el de la Roca de los Moros, el Cogul (Garrigues), un yacimiento único con más de 8.000 años de historia. Que cuenta con 42 figuras pintadas y 260 elementos grabados sobre la roca.

En esta ruta os propongo un reto: que busquéis algunas de las representaciones más destacadas, como la caza, una figura humana con un arco y unas flechas que se enfrenta a un jabalí o el ritual bautizado como la ‘danza fálica’, un conjunto de mujeres con largas faldas y el torso desnudo que rodean un hombre con el sexo exagerado.

Girona

Girona se ha convertido en un reclamo cinematográfico. El aterrizaje, no hace muchos meses, del equipo de ‘Juego de tronos’ es la última prueba. Años antes había aterrizado el equipo de ‘El perfume’, la adaptación al séptimo arte de Tom Tykwer de la novela homónima de Patrick Süskind. Este film inmortalizar los 90 escalones que conducen a la entrada principal de la catedral gerundense (una escalinata espectacular digna de un buen contrapicado), uno de los tres espacios que se pueden visitar con una entrada conjunta de sólo 10 €. Los otros dos son la basílica y el Museo de Arte de Girona, situado en el Palacio Episcopal. Os invitamos a descubrirlos en una de vuestras escapadas para Semana Santa.

Esta fortificación espectacular del Bages ya es un atractivo en sí misma. Además, en Semana Santa se añade otro reclamo turístico: el Festival de Música Sacra, que este 2017 llega a la decimotercera edición con tres conciertos. Anote bien las fechas: el sábado 8 de abril, el Coro de Cámara de San Cugat dará el disparo de salida con el ‘Requiem’ de Gabriel Fauré; el domingo 9, la Coral CARDONINA interpretará ‘La Pasión’, y el sábado 22 de abril, ‘Confluencia Cardona cerrará el ciclo con las arias del’ Magnificat ‘, de’ El Mesías ‘y del’ Stabat Mater ‘. Para que completéis la experiencia, os recomiendo una escapada para explorar el castillo y las minas de sal de Cardona.

Montsant

Es la zona más espiritual de la sierra de Montsant, que protege la que fue la primera cartuja de la Península. Los primeros monjes que llegaron después de su fundación, en 1194, encontraron un espacio de paz y tranquilidad al abrigo de las impresionantes paredes de la sierra de Montsant, que les permitió vivir en el silencio que exigía la regla de San Bruno.

Os propongo que lo experimentéis en primera persona y que aproveche la visita para explorar las múltiples posibilidades para disfrutar de la naturaleza que ofrece el accidente geográfico más destacable del Priorat.

Estas son algunas de las principales escapadas para Semana Santa en Catalunya que os recomiendo. Seguro que cualquiera de ellas es una elección acertada.

San Valentín

La fiesta de San Valentín: ¿una tradición catalana?

San Valentín fue un sacerdote romano que murió mártir en su ciudad en el año 281, en tiempo de Claudio II. Se sabe que sus supuestas reliquias fueron trasladadas al monasterio de Sant Benet de Bages hacia el 951 por el noble Sal, veguer condal y fundador de esta abadía benedictina.

El cuerpo fue venerado hasta el 1835, momento en el que los restos fueron llevadas a Navarcles, donde aún se conservan. Su culto se extendió no sólo por el Bages, sino por toda Cataluña.

Con la festividad de este santo se relaciona la fiesta de los enamorados, que se celebra el 14 de febrero, y que en los últimos años se intenta reintroducir con fuerza en nuestro país.

Pastel

Hay una leyenda que cuenta que San Valentín es patrón de los enamorados porque su fiesta coincide con el momento del año en que las aves empiezan a aparearse. En todo caso, tenemos constancia de que ya se celebraba, por lo menos, a partir del siglo XV en Inglaterra y en Escocia, donde se hacía coincidir con el inicio de la primavera.

También disponemos de testigos del festejo en Francia, en Suiza, en Estados Unidos y en otros lugares desde mediados del siglo XVIII, a pesar de la oposición de los eclesiásticos, que tildaban esta celebración pagana.

El ánimo por el lucro lo ha extendido por todo el mundo en la actualidad. En Cataluña el día de los enamorados se celebra el 23 de abril, día de Sant Jordi, aunque una mención a la fiesta de San Valentín en un poema del Cancionero Vega-Aguiló del siglo XV podría interpretarse como una referencia a la su condición de patrón de los enamorados.

En cualquier caso, esta poesía ha permitido a Martín de Riquer asegurar que el día de San Valentín no es un invento estadounidense, sino que podría tratarse de una antigua tradición catalana, tal y como sugiere en el artículo “La canción de San Valentín del poeta Pardo “publicado en 1955 en la Revista de filología española.

De hecho, es una canción amorosa, atribuida al poeta Pardo que dedica a una dama llamada sólo con el señal o seudónimo Fflums de coffort (verso 41). El poeta afirma que “el tiempo exige” que cante, ya que es “el alegre día del noble San Valentín”, fiesta en la que “los pajaritos manifiestan gran alegría por los prados y los sotos por leal amor que les dan los dichosos corazones, de dos en dos, sin que ni uno solo no se retracte “.

Nos encontramos, pues, posiblemente, ante una de las más antiguas manifestaciones de la fiesta de los enamorados, que hizo famosa Shakespeare con la canción del Saint Valentine ‘s day que canta Ofelia en Hamlet (acto IV, escena 5).

Puede entonces que San Valentín sea una tradición de origen catalán en lugar de algo proveniente de Norteamérica como nos aventuramos todos a pensar en estos días.

Ruta modernista

Ruta modernista en Reus, conoce sus edificios

Hace un tiempo os hablé del Modernismo catalán, hoy quiero profundizar un poco más en este tema con una ruta modernista por Reus.

Si sois de los que os encanta la arquitectura modernista, un paseo por Reus os dejará bien satisfechos. Hay dudas sobre si Antoni Gaudí nació en la capital del Baix Camp o bien a la vecina población de Riudoms.

Lo que sí está claro es que el genial arquitecto vivió en Reus su infancia y juventud, pero ningún edificio de la ciudad lleva su firma. A pesar de este hecho singular, la conocida como “la ciudad de las compras” hierve modernismo por todos lados, muestra de la efervescencia cultural y comercial que había en Reus a finales del siglo XIX y principios del XX.

Casa Navas de Reus

El mejor lugar para iniciar el recorrido de esta ruta modernista es la emblemática y concurrida plaza del Mercadal. Es aquí donde está el Ayuntamiento renacentista, un montón de terrazas donde tomar el vermut, y también una casa esquinera bellísima: la casa Navàs. Montaner, uno de los grandes nombres del Modernismo, proyectó este edificio con planta baja para el negocio de tejidos de Joaquim

El  Gaudí Centre Reus es este un centro de interpretación de la obra del reconocido arquitecto, y que al mismo tiempo reivindica las raíces del genio. Primero os llevarán al piso de arriba, donde un espectacular audiovisual a tres bandas os introducirá en el particular mundo del pensador de la Sagrada Familia. A continuación, se abre una puerta, y entraréis en maquetas y reproducciones de gran tamaño de fragmentos de sus obras. Hay también elementos interactivos para entender mejor la arquitectura gaudiniana, o las respuestas a muchos de los enigmas que han ido surgiendo alrededor de Antoni Gaudí.

Matadero de Reus

Si vais bien de tiempo y os apetece caminar un poco, podeís tomar el paseo de Sunyer a mano izquierda y, pasada la rotonda de la plaza de las Ocas, pronto encontraréis la Estación Enológica y, al final, el matadero. Son dos construcciones grandes, y la primera, de Caselles, acoge hoy el Consejo Comarcal del Baix Camp y otras instituciones. La mejor perspectiva del conjunto se tiene desde la parte sur, pero id dando la vuelta para observar los muchos elementos exteriores interesantes.

En cuanto al Matadero, de nuevo intervino Caselles, en este caso en coordinación con Francisco Borrás, y es de los pocos ejemplos que quedan de arquitectura industrial del siglo XIX en la ciudad. Hoy dentro, y con una perfecta armonía entre nuevos usos y patrimonio histórico, encontrará la biblioteca central Xavier Amorós.